Arrepentimiento

Estándar

La rabia escondida tras la culpa y ésta como vía de escape. Atrapada dentro de mis tripas, me retuerce y me deja sin fuerzas. Sufrir el dolor merecido es gratificante, si es el primer paso de un nuevo cambio de vida. Principio número uno, ya que fuiste un cobarde, demuestra tu valentía tragándote las consecuencias.

Equivocarse es el comienzo del progreso.

Eduardo López

Imagen por Eduardo López

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s